INBI-03 Implantación local con Little BIM

Para el éxito en la implamentación BIM es fundamental el “know how”.

Existen dos niveles de desarrollar BIM en los proyectos como son Little BIM y Big BIM. Cuando hablamos de Little BIM nos referimos a la forma de implementar la metodología tan sólo dentro de nuestra empresa. Por el contrario Big BIM abarca a todos los participantes que integran el proyecto, desde arquitectos, ingenieros, constructoras o promotoras y su forma de comunicación fluida.

En este artículo vamos a explicar con detenimiento las características del BIM local o Little BIM. Esta nomenclatura fue usada por primera vez por el autor Finith E. Jernigan en su libro de 2007 “BIG BIN little bim”.

La principal característica es que se utiliza un programa de dibujo en tres dimensiones como puede ser Revit, Archicad, Allplan si hablamos de arquitectura u otros como Cypecad o Revit MEP si nos referimos a ingenierías. A diferencia de la forma tradicional de dibujar los proyectos en 2D, con la implantación del BIM, se crea un modelo virtual en 3D del objeto a construir. De este modelo se sacará la documentación básica en 2D como son plantas, secciones y alzados, para posteriormente ser transferido a los demás profesionales.

Aquí reside la mayor diferencia con el Big BIM, ya que este en cambio, comparte dicho modelo virtual del edificio con los ingenieros, lo aumenta la cantidad y calidad de la información transmitida.

Cuando trabajamos con estos nuevos programas, tenemos la posibilidad de trabajar de forma colaborativa. Esto es varias personas dibujando en un mismo archivo. Esto se consigue conectando los diferentes ordenadores a un servidor red que contiene el proyecto. Cada usuario se descarga una copia de dicho proyecto y cuando quiera modificarlo, deberá primero reservarlo. Así se evita que dos personas estén modificando la misma parte del modelo. Esto mejora el rendimiento y permite trabajar de forma coordenada en proyectos grandes.

Podremos nombrar cada una de las partes del proyecto, dándoles un identificador único. De cada elemento se puede extraer valiosa información como superficie, posición, cantidad, color, material, que nos permitirá realizar de forma más automática el presupuesto.

Todas estos conceptos se realizar de puertas a adentro de nuestra empresa, y se considera el primer paso a dar para conseguir una implementación plena del BIM. Se necesitará contar con algún profesional con experiencia en el tema o si el proyecto es de gran envergadura se recomienda contar con la ayuda de una asesoría BIM que cuente con un BIM Manager que guíe el proceso. Solicite más información en www.masplan.es

Comments(0)

Leave a Comment